5 errores frecuentes si no contamos con una agencia para publicar un inmueble en un portal inmobiliario.

Publicar sin precio

Uno de los motivos por los que los propietarios que quieren vender su inmueble no quieren poner el precio es el hecho de que otros no constaten el valor de su activo más preciado. Por ejemplo: no querer que la pareja sepa a qué precio se está poniendo a la venta.

Las consecuencias son muchas llamadas y contactos a cualquier hora del día simplemente preguntando por cuánto se vende. Si el propietario tiene otras actividades esas llamadas de “curiosos” puede llegar a interrumpirnos de forma infructuosa.

Además, los portales inmobiliarios nos penalizarán y conseguiremos estar menos visibles.

 

Publicar un precio muy elevado para tener margen de negociación

Si ponemos un precio de oferta por encima del precio de mercado sabiendo que el margen es elevado podemos perder la fuerza de la primera publicación. Así, si después nos vemos obligados a decir al mercado que nuestro piso va bajando de precio el comprador podrá pedir mayores rebajas de las que nos habíamos planteado.

Además, si una propiedad lleva mucho tiempo a la venta el mercado sospecha que algún problema tendrá y dejará de contactar.

El consejo es publicar un precio ajustado al precio de mercado para que los procesos sean claros y transparentes. Generaremos más visitas y conseguiremos tener más ofertas, eligiendo la que mejor se adecue al acuerdo. Para ello las agencias inmobiliarias siempre os podrán ayudar a una tasación adecuada.

 

Publicar con un precio sin tasarlo

Sabemos que en muchas ocasiones lo que prima en la venta es lo que se quiere o se necesita conseguir y no lo que realmente vale una propiedad.

Es importante saber a cuánto compramos nuestra vivienda y saber cuánto necesitamos para que sea rentable la operación, pero esas variables no influyen en el precio. El mercado es extremadamente cambiante, generando crecimientos y decrecimientos que se producen en meses.

Las agencias inmobiliarias disponen de herramientas, experiencia y testigos de cuales son los precios reales de venta en propiedades de la misma zona y con formatos parecidos (áticos, bajos, dúplex, etc.)

 

Publicar sin tener el certificado energético

La ley obliga a las particulares a publicar con certificado energético si se quiere generar una compra-venta. Si nuestro deseo es vender la vivienda y ya lo tenemos claro es mejor publicar con certificado energético.

Además del motivo de no ser multados con importes elevados, si tenemos una vivienda con buenos cerramientos que conserve bien la temperatura podremos obtener una ventaja respecto al mercado.

Tal y como están los gastos de luz al comprador le interesará saber que en esa vivienda no le hará falta encender la calefacción o poner el aire acondicionado.

Si no queremos pagar a un arquitecto para que lo haga, con honorarios que van de 150 hasta los 300 € podemos negociar con una agencia un precio muy inferior a cambio de que lleven ellos el inmueble.

 

Publicar sin fotografías o con fotografías de baja calidad

En muchas ocasiones los propietarios indican no querer introducir fotografías por qué no quieren que los vecinos vean como es su vivienda por dentro. Si, vivimos en el país con mayor cuota de mercado de Facebook del mundo. Seguramente somos curiosos con la vida del prójimo y somos recelosos de mostrar nuestra intimidad.

No obstante, es muy difícil que el comprador imagine nuestro hogar en un portal inmobiliario sin fotografías. Por lo que la gran mayoría descartarán nuestra propuesta de vivienda.

Por otro lado, hacer fotografías de baja calidad, en un mundo de Instagram, Facebook o Pinterest, puede infravalorar todo el potencial que tiene nuestra vivienda.

Las mejores fotografías las lanzan las agencias inmobiliarias por lo que pueden generar más visitas a la vivienda al sacar el máximo potencial a nuestra vivienda.

Si tienes cualquier consulta y quieres que te orientemos sobre la mejor estrategia para vender tu propiedad estaremos encantados de hacer un estudio personalizado de tu caso sin compromiso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *